LETRAS Y ALGO MAS
Para poder interactuar en la comunidad, debes estar conectado,o registrarte.Tu cuenta será activada a la brevedad por un Administrador del Foro que hará llegar la activación a tu correo.,por lo cual ten especial cuidado en no equivocarte al registrar tu email sino no podrás ingresar al foro.
Te esperamos
LETRAS Y ALGO MAS
Para poder interactuar en la comunidad, debes estar conectado,o registrarte.Tu cuenta será activada a la brevedad por un Administrador del Foro que hará llegar la activación a tu correo.,por lo cual ten especial cuidado en no equivocarte al registrar tu email sino no podrás ingresar al foro.
Te esperamos
LETRAS Y ALGO MAS
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

LETRAS Y ALGO MAS

Un espacio diferente , para compartir y crear Registrado en Safe Creative
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  CONTACTANOS  

 

 CAPÍTULO 87 – SUPONER

Ir abajo 
AutorMensaje
Francisco de Sales
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo



Cantidad de envíos : 1050
Fecha de inscripción : 12/12/2012

CAPÍTULO 87 – SUPONER Empty
MensajeTema: CAPÍTULO 87 – SUPONER   CAPÍTULO 87 – SUPONER Icon_minitimeMar Nov 24, 2020 2:14 am

CAPÍTULO 87 – SUPONER
– EQUIVOCACIONES HABITUALES -

Este es el capítulo 87 de un total de 200 –que se irán publicando- que forman parte del libro RELACIONES DE PAREJA: TODO LO QUE NO NOS HAN ENSEÑADO Y CONVIENE SABER.


Quien emprende una relación con otra persona ha de saber que desde el momento en que se conozcan, y durante el resto del tiempo que permanezcan juntos, tendrán que hablar muchísimo.

Y es que hay tantas cosas de las que hablar… son tantas horas juntos… les van a surgir tantas cosas…

Cuando dos personas creen que se conocen –porque llevan ya un tiempo de convivencia-, tienen tendencia a cometer –por lo menos- dos errores importantes: no prestar mucha atención a lo que el otro le dice –porque ya se presupone lo que va a decir-, y creer que ya no tiene que decir algunas cosas porque se da por supuesto que el otro ya las tiene que saber.

En ambos casos el denominador común es similar: pre-suponer. Suponer antes de tiempo. Imaginar, a veces sin mucho fundamento.

En ese suponer se crean muchas conjeturas que no coinciden siempre con la realidad, porque se hacen en base a predicciones o estimaciones o suposiciones y eso lleva implícita la posibilidad de interpretar mal.

Es más provechoso escuchar sin interrumpir y prestando total atención a lo que el otro está diciendo, y preguntar las cosas que no se tienen claras o no se han comprendido bien, y es más provechoso hablar lo que se quiere hablar siendo lo más preciso posible. (Una sugerencia: es mejor hablar de más que de menos, sin caer en el ser agobiantemente repetitivo, y si, por ejemplo, se pide al otro que haga uno cosa que sea importante, no sólo decir cómo hacerlo sino por qué o para qué tiene que hacerlo)

Dar por supuestas muchas cosas puede provocar que no se hagan bien las cosas, que se perjudique, que se pierdan oportunidades, que se comentan equívocos irreparables o de muy difícil solución, o que afecten gravemente a otras personas o a la economía personal.

“Yo creía…”, “yo suponía…”, “yo pensé…” son excusas que no resuelven el daño causado, que hubiera sido fácilmente evitable si se hubiera explicado bien y se hubiera comprendido bien.

En el ámbito del amor, hay otra cosa que no está bien que se quede en solamente suponer. Se supone que el otro ya sabe que es querido, “por eso estoy con él…”, se dice como razón de peso. “No hace falta que le repita continuamente que le quiero, ya lo sabe.”

Sí hace falta.

Y es muy agradable.

Cuando uno escucha un “te quiero” dicho con consciencia, preferiblemente mientras le cogen las manos, y aún más si se lo dicen mirándole a los ojos, o mientras es abrazado –y más todavía si le dicen “te amo”- es una bendición, el mejor regalo que le pueden hacer, y el principio de un terremoto bellísimo que le recorrerá de abajo a arriba.

Cuando uno dice “te quiero” con consciencia, preferiblemente cogiendo las manos del otro entre sus manos, y aún más si lo dice mirándole a los ojos, o mientras le abraza –y más todavía si le dice “te amo”- para el otro es una bendición, el mejor regalo que se le puede hacer, y el principio de un terremoto bellísimo que le recorrerá de abajo a arriba.

Es mejor ser generoso en las manifestaciones de amor y de ternura, de cuidado y atención, que ser austero y privar al otro, y privarse uno, de vivir esos momentos emocionantes, que son los que dan a las relaciones la magia que no se encuentra en ningún otro sitio, ni con ninguna otra persona.

SUGERENCIAS PARA ESTE CASO:

- Es mucho más sencillo y efectivo preguntar y confirmar que suponer.
- Suponer es tener ya una idea preconcebida y eso impide darse cuenta de las cosas que evolucionan. Ver el mundo sin pre-suponer permite que las cosas se vean como realmente son.
- No te canses nunca de decir te amo. Y cuando lo digas, date cuenta de lo afortunado que eres por poder decirlo.



Francisco de Sales

(Si le interesa ver los capítulos anteriores, están publicados aquí:
http://buscandome.es/index.php/board,89.0.html)


Volver arriba Ir abajo
 
CAPÍTULO 87 – SUPONER
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Krajobraz Po Bitwie DVDRip XviD

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
LETRAS Y ALGO MAS :: MERCADO PERSA :: Mitología,Filosofía,Ideologías,Reflexiones-
Cambiar a: