LETRAS Y ALGO MAS
Para poder interactuar en la comunidad, debes estar conectado,o registrarte.Tu cuenta será activada a la brevedad por un Administrador del Foro que hará llegar la activación a tu correo.,por lo cual ten especial cuidado en no equivocarte al registrar tu email sino no podrás ingresar al foro.
Te esperamos

LETRAS Y ALGO MAS

Un espacio diferente , para compartir y crear Registrado en Safe Creative
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  FAQFAQ  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  CONTACTANOS  

Responder al temaComparte | 
 

 El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11

Ir abajo 
AutorMensaje
Caye
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
avatar

Femenino
León Búfalo
Cantidad de envíos : 500
Fecha de nacimiento : 20/08/1961
Edad : 57
Localización : Tarragona, España
Fecha de inscripción : 21/11/2008

MensajeTema: El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11   Mar Ene 06, 2009 6:04 am

EL BESO 11

María se encontraba en los sótanos de la casa de José, el de Arimatea. Era el lugar donde se reunían las mujeres para compartir los conocimientos de todo lo oculto. Allí estudiaban todo lo relacionado con la buena nueva, la misión del Mesías en la apertura de un nuevo despertar de las conciencias. Sabían de la ardua tarea que debían emprender a partir de aquella noche.
Los hombres estaban preparándose para la cena de pascua, un acontecimiento donde se reunían para orar y donde Jesús les hablaría a todos, dándoles instrucciones acerca del ministerio de cada uno tras su marcha. Debía explicarles que era la última cena que compartiría con ellos en la forma física. Era el momento de transmitirles el sacramento de la eucaristía. Una forma de ritual donde ellos podrían volver a conectar con la energía Crística que ahora no sospechaban, una vez que Jesús fuera crucificado.
Ella era la única que sabía el destino de su amado. Lo había visto, así como también había visto lo necesario que era ese sacrificio. Ella debía aceptar los acontecimientos, pese a que daría su misma vida por compartir tantísimo dolor con su amado. En su corazón sentía un pozo inmenso lleno de tristeza. Aquella tristeza sin fin, la misma que había sentido Judas en el desierto y de la cual dio testimonio el día de su vuelta.
Cuan ajenos estaban los apóstoles de lo que acontecería en aquella madrugada. Sin embargo ella debía preparar a sus mujeres para la misión. Una vez desaparecido Jesús, se descompondría por un tiempo toda la orden de los Esenios. Debían desaparecer de la faz de la tierra. Al menos ellos debían sobrevivir a la cólera y el terror de los romanos. Ese imperio estaba condenado a caer con todo el peso de su majestuosidad. Pero antes de eso, perseguirían y aniquilarían todo lo que hubiera tenido que ver con Jesús.
Por ese motivo debían partir enseguida. Ella ya había preparado todo para el largo viaje hacia Europa. Un viaje absolutamente secreto. Su historia no quedaría registrada en ningún sitio, ella debía continuar la instrucción de la verdad y sería transmitida de boca a oído por todas las generaciones venideras, siempre por las mujeres.
Esperaban tiempos muy duros, tiempos en los que ellas debían callar. Debían desaparecer. La Diosa se ponía a dormir. Eran momentos de una gran oscuridad planetaria. Tiempos también necesarios para la evolución de la raza humana. Era un ciclo que tendría su fin en los tiempos de la nueva era, la era del hombre del cántaro. Un nuevo amanecer surgiría dando su lugar en la historia a todo lo femenino. Tanto a ella, como a sus apóstolas, como al Judas, al cual contaba como una mas...
Esa noche Judas estaba convocado también a la cena, por deseo expreso de Jesús. Debían ponerse de acuerdo en el momento en que Judas saliera en busca de Caifás y sus soldados, para acompañarlos al lugar secreto del monte Sinaí donde irían a orar. Ese lugar se decidía en la cena para evitar sorpresas puesto que Jesús estaba siendo buscado por las autoridades con mucho recelo, ya que suponía una amenaza para sus planes de poder, dentro del régimen despiadado de los romanos. Así que, pese a que Judas era mas aficionado a escuchar a las mujeres y compartir con ellas, esa noche debían estar todos, los 12, mas Jesús en la ceremonia de la eucaristía.
María explicó la ausencia de Judas en esa reunión a sus compañeras así como la necesidad de desaparecer de todas, para poder sobrevivir y transmitir, siempre en la sombra, todos los conocimientos que habían adquirido en esas reuniones.
Ella, además, debía sobrevivir imperativamente, puesto que llevaba en su vientre el fruto, la semilla de Jesús. Por ello, sabía que no volvería a ver a su amado, por deseo expreso de este, puesto que no deseaba que su pequeña sufriera mas de lo necesario. Y tanto la escena del beso, como el posterior arresto de Jesús, pese a que en aquella visión que Jesús le transmitió la noche en que se decidió Junto con Judas en el desierto, lo del beso, pudiera verlo, verlo en vivo sería mucho mas impactante. Debía pues alejarse de inmediato, antes de que todo comenzara.
Algo que no esperaba en aquel momento era verlo aparecer en el sótano.
-Jesús, amado... ¿Como tu por aquí?.
-Deseo compartir con vosotras por última vez. Los apóstoles ya esperan en la sala, mas en mi corazón percibo el anhelo de sentiros una última vez. María, amada, ¿Ya saben ellas todo lo que ha de acontecer?
-Si, mi amado Jesús. Hemos estado compartiendo. Saben que es la última cena, que a partir de hoy las cosas van a ser distintas y que debemos escondernos para continuar nuestro ministerio en el mas absoluto secretismo.
Jesús se sentó y las contempló. Tomó una respiración lenta, en silencio y luego, mirándose las manos comenzó a hablar:

-En verdad os digo, amadas mías, que durante una larga noche de los tiempos, durante toda una era, la era que comienza ahora, la condición femenina va a estar mas humillada que nunca. Es necesario que pongáis en marcha toda vuestra fortaleza y vuestra capacidad de amar. Vosotras sois quienes mas os acercáis al tipo de amor que yo pretendo transmitir a la humanidad. El amor incondicional. Vosotras por vuestra condición de mujeres, estáis llamadas a algo sublime que es la maternidad. Nada hay mas grande que el amor de una madre para con sus hijos. El padre siempre va a intentar corregir sus errores, la madre tan solo va a amarlos, sean como sean. Es el papel cósmico de nuestros creadores. Vosotras y Judas, por su condición natural sois las únicas que conocéis por mis palabras la existencia de la gran Madre. La compañera de mi Padre en los cielos.
La Diosa Madre está engendrando una nueva humanidad. En esas condiciones ha de realizar un retiro hacia sí misma. La humanidad, por tanto se está viendo sumergida en las tinieblas del útero Divino, desde las cuales no va a dejar de sentir ese amor y apoyo incondicional, tan necesario para el crecimiento. Pero no será percibido en el exterior. Así pues, amadas mías, vais a vivir momentos de muchísimo dolor. Sentiréis la injusticia del mundo para con vosotras. No se os reconocerá el dolor del parto ni la entrega y sacrificios que estáis capacitadas para realizar en los tiempos de tinieblas.
Existe una condición necesaria para el desarrollo del Espíritu, pues antes de ver la luz, debe formarse en la oscuridad y esa oscuridad está bien representada por las personas que finalmente van a elaborar los nuevos evangelios que serán reconocidos como auténticos por las generaciones del futuro. Ha de ser así para que la verdad prevalezca, puesto que si se escribe desde el principio, será mucho mas difícil, incluso imposible distinguir la paja del grano. Quiero decir con esto que tan solo los hombres de buena voluntad serán capaces de encontrar la verdad entre la palabra escrita y la intención de quienes la escriben.
Si nunca escribí nada de mi puño y letra en el papel, tan solo en la arena, es porque mi escritura donde quiere plasmarse es en el Alma de todos los buscadores sinceros de la luz. La palabra es necesaria, pero si no hay un sentimiento que la acompañe, puede ser mas confusa que eficiente.
Sin embargo toda esa confusión es absolutamente necesaria. No temáis, el gestante no puede salir de su oscuridad hasta no estar plenamente formado. Así mismo sucede con el hombre nuevo, el que ha de venir. Un hombre que va a albergar en su totalidad la energía del verdadero Cristo. Muchos pensaran, al oír mis palabras que quien vuelve soy yo mismo. Todo está laboriosamente planeado por quienes deseamos llevar este planta a la mas gloriosa consecución del Universo. Este ha de ser un planeta único donde vendrán a instruirse todos cuantos deseen convertirse en Creadores. De una forma rápida y eficiente, aunque como ya vais a comprobar, bastante difícil y dolorosa. Para ello he de pasar por el dolor mas grande jamás conocido, para abrir el camino y que vosotros no tengáis que padecerlo. O al menos podáis elegir. Puesto que si en algo se distingue este planeta es en la libertad de elección. Al menos, dentro de los límites establecidos por el plan cósmico.
A mayor conocimiento de las cosas, menos dolor, el drama desaparece cuando le damos la importancia justa a cada cosa y no mas. Por ello os digo, queridas hermanas en Cristo, que aunque deseo poneros al margen de mis últimas horas en la carne, estaré y permaneceré con vosotras cada vez que detengáis el tiempo, cada vez que pongáis atención a vuestros corazones. Cada vez que os sumerjáis en el silencio. Allí estaré para confortaros. Cuando el mundo os señale, cuando os limiten todas las salidas, cuando seáis sometidas a todo tipo de vejaciones, cuando seáis ignoradas y relegadas, despreciadas maltratadas incluso asesinadas... allí estaré para acompañaros en vuestro sendero hacia la luz. Vosotras estáis llamadas a ser las contracciones de la Diosa, las que habréis de ayudarla en el parto que tendrá lugar entre los años 2011 y 2013 de la Era que comienza.

También es necesario que apliquéis vuestra comprensión y compasión para con los hombres. Ellos no disponen de vuestros dones naturales. No pueden depurar sus miserias por si mismos como vosotras hacéis cada luna. A través de la sangre podréis purificar también a los hombres que os rodean. Igual que yo haré en el día de mañana. Mi sangre completa será derramada para purificar todas vuestras emociones negativas, heredadas de otras condiciones de conciencia mas primitivas. Así pues todo derramamiento de sangre es absolutamente necesario. Vosotras lo sabéis, quienes no lo saben ni lo pueden entender son ellos, que ven el derramamiento como algo impuro. Sangrar es entregarse por completo, negando todos los egos, todas las importancias superfluas. Como la palabra no es suficiente, he de demostrarlo con mis actos.
Recordad que ni una brizna de hierva es movida por el aire de forma casual. Que todo movimiento está plenamente planeado y estudiado por mis padres y por quienes elaboran el destino de la humanidad.

Por eso me reúno con vosotras en el sótano de este edificio. En lo mas bajo, lo mas oscuro, lo mas inconsciente. La parte femenina del ser humano. Su verdadera conexión con Dios.
Por eso los hombres esperan arriba, mientras resuelven sus conflictos externos. Por eso ellos están a la vista, en la superficie. Por eso para ellos son tan importantes las formas. No hay que juzgar nunca, cada pequeño detalle de la Creación tiene su papel en el infinito.
Ahora me gustaría, puesto que siento que me habéis captado profundamente, mas que entendido, que uniéramos nuestras manos en una última meditación, antes de partir.

Así lo hicieron. Ya no había nada mas que añadir, desde aquel momento, todas ellas estaban preparadas para lo que fuera a acontecer en el futuro y todos los futuros venideros.

CONTINUARÁ...
Volver arriba Ir abajo
http://germanmontoya.en.eresmas.com/INDEX.htm
Ignacio Araya D
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
avatar

Masculino
Cantidad de envíos : 7399
Localización : La Serena, Chile
Fecha de inscripción : 06/03/2008

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención: - por sus Aportes a Letras y Algo Más
Premios Premios: 1º y 3° Lugar en Concursos Letras y Algo Más

MensajeTema: Re: El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11   Mar Ene 06, 2009 2:32 pm

Excelso este relato, con bastante mas palabras espirituales que en las entregas anteriores, una reunión que deja clarisimo los pensamientos de Jesús, con respecto a los hombres, la mujer y la humanidad vista en un conjunto, predicciones importantes para los años venideros, profecias realizadas con respecto al universo y como se puede esclarecer ciertos misterios en epocas aun lejanas en esos tiempos...das fechas, lo cual evidencia también un gran manejo de tu parte de este tipo de escrituras, sutil la alusion a la Era de Acuario con la imagen del hombre del cantaro, me hiciste recordar muchísimo ciertas lecturas mías a algunos evangelios considerados apocrifos, que sirven mucho para darse ciertas ideas distintas o complementarias a las biblicas, lo cual obviamente hace ver el gran conocimiento tuyo al respecto, y tambien el gran dominio de tu ser espiritual...enorme capitulo Caye y redundar seria decirte a estas alturas que es una serie magnifica, que atrapa y que espero con ansias las continuaciones...

Un abrazo,

Ignacio
Volver arriba Ir abajo
http://ignacioarayad.blogspot.com
Susy
Moderador
Moderador
avatar

Femenino
Cantidad de envíos : 7449
Localización : Uruguay
Fecha de inscripción : 10/11/2008

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención: - por sus Aportes a Letras y Algo Más
Premios Premios: Menciones Especiales en II Concursos Flash de poesía y el I Concurso Conjunto de Fotografia

MensajeTema: Re: El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11   Mar Ene 06, 2009 9:38 pm

Bueno, mi sentir con respecto a esta novela, es exactamente igual que el sentir de Ignacio.
Me ahorro la "tecleada" porque te diría lo mismo que él.
Solo me queda, felicitarte y continuar esperando las próximas entregas, amiga.
Un abrazo, Caye. Te quiero!!
Volver arriba Ir abajo
http://sumysel.blogspot.com/http://groups.msn.com/TUYYO-CRECIEND
Caye
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
avatar

Femenino
León Búfalo
Cantidad de envíos : 500
Fecha de nacimiento : 20/08/1961
Edad : 57
Localización : Tarragona, España
Fecha de inscripción : 21/11/2008

MensajeTema: Re: El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11   Miér Ene 07, 2009 3:44 am

Muchas gracias, amigos mios por vuestros comentarios. Sois la razón de que me inspiree cada vez mas, de que cada vez ponga mas cuidado en el relato. Intenté documentarme para hacer algo mas completo el texto, mas, no me gusta como enfocan la figura de Jesus, atacando a los fariseos y advirtiendo a los apóstoles. Mejor sigo dejandome llevar como hasta ahora por lo que me sale del contro del pecho, por esa voz silenciosa que me susurra de tanto en tanto. Se que esa voz obedece a vuestros anhelos de averiguar como "pudieron" ser las cosas...
¿Quien lo sabe?.
De lo que si estoy segura es de que estoy disfrutando en la elavoración y descubrimiento de esta obra y vosotros conmigo.
Un beso. jej
Volver arriba Ir abajo
http://germanmontoya.en.eresmas.com/INDEX.htm
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11   

Volver arriba Ir abajo
 
El beso. (Evangelio segun Caye) parte 11
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» El beso. (Evangelio segun Caye) parte 12
» Evangelio Juan 18, 1 19,42
» La historia y el regreso de Kopa [Parte 1]
» Gracias por formar parte de esta familia, holaa!
» Kundalini y el primer beso.

Permisos de este foro:Puedes responder a temas en este foro.
LETRAS Y ALGO MAS :: NARRATIVA :: Novelas,Textos en capítulos,Obras de Teatro.-
Responder al temaCambiar a: