LETRAS Y ALGO MAS
Para poder interactuar en la comunidad, debes estar conectado,o registrarte.Tu cuenta será activada a la brevedad por un Administrador del Foro que hará llegar la activación a tu correo.,por lo cual ten especial cuidado en no equivocarte al registrar tu email sino no podrás ingresar al foro.
Te esperamos

LETRAS Y ALGO MAS

Un espacio diferente , para compartir y crear Registrado en Safe Creative
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  FAQFAQ  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  CONTACTANOS  

Responder al temaComparte | 
 

 Historias de salón

Ir abajo 
AutorMensaje
Jesús F
Escritor activo
Escritor activo


Masculino
Aries Cabra
Cantidad de envíos : 49
Fecha de nacimiento : 28/03/1979
Edad : 39
Fecha de inscripción : 16/08/2011

MensajeTema: Historias de salón   Dom Ago 21, 2011 12:49 pm

Aquí os traigo el último relato que he escrito, espero que os guste.



Es curioso cómo la vida puede cambiarte de un día para otro. En concreto la mía lo hizo la mañana en que te conocí. Veinticuatro horas antes no existías en mi mundo y me consideraba feliz, y desde el momento en que te vi comprendí que esa felicidad era falsa, que me faltabas tú.
Si te debo ser sincera pensé que eras un poco presuntuoso, ahí erguido con tu uniforme, la vista al frente y fijada en un punto del infinito. Entonces tus ojos se giraron hacia donde me encontraba y me sonreíste. ¡Era la sonrisa más bonita que había visto hasta entonces!
Durante los primeros días esperé a que me dijeses algo, pensé que te presentarías, pero ahí seguías, atento a todo lo que sucedía a tu alrededor pero espiándome de reojo cuando pensabas que no me daba cuenta. Sí, supe que lo estabas haciendo, lo supe todo el tiempo, pero ¿qué quieres que te diga? Estoy chapada a la antigua y considero que sois vosotros los que debéis acercaros.
Mas no diste el paso necesario y así pasaron los días, rodeados de gente y sin cruzar ni una palabra. Imaginé que debías ser muy tímido o que tal vez alguien ocupaba tu corazón. Sí ríete, soy así de cursi. El caso es que te imaginaba con otra y, a pesar de saber que era imposible, me sentía celosa. Te ganaste mi alma con aquella primera sonrisa, y durante aquellos días de silencio comencé a darme cuenta.
Entonces una noche, aprovechando que estábamos a solas, por fin me hablaste. Resultó que te llamabas Eduardo y que habías nacido el mismo año que yo. Teníamos muchas más cosas en común y cuando horas después tuvimos que acabar nuestra conversación porque los demás volvían, ya me sentía completamente enamorada de ti.
Todas las noches, con la impunidad que da la oscuridad, aprovechábamos para pasar un rato a solas y conocernos. Eras perfecto, al menos yo te veía así, y cuando dejaba de hablar contigo me sentía vacía. La gente me rodeaba, pero nada tenía sentido.
Ella llegó unos días después. Más alta que yo, delgada, esbelta y rubia. Y encima estaba más cerca de ti que yo y te sonreía de modo lascivo. Pensé que a partir de entonces todas tus atenciones y tus gracias tendrían una nueva destinataria pero me equivocaba. Sí que la miraste y sí que la sonreíste, pero no le dedicaste ni un momento más de los necesarios y tu actitud con ella era cortés pero fría, estaba claro que no querías tener nada que ver con ella. Y mientras tanto nuestras conversaciones nocturnas seguían ocupando horas de nuestro tiempo, conociéndonos más y mejor. Te habías convertido en alguien muy importante para mí, y esperaba que los demás se marchasen para poder escuchar tu voz.
Un día desapareciste. Yo no me encontraba donde siempre, a pocos metros de ti, y cuando volví no estabas. No podía preguntar a nadie por ti, y la angustia crecía conforme pasaban los días. Notaba cómo ella me miraba con una mueca burlona en su rostro, cómo se mofaba de mi sufrimiento. Y yo tenía ganas de llorar a todas horas, miraba la esquina que normalmente ocupabas y la falta de noticias sobre tu paradero me sacaba de quicio.
Pero volviste, y aunque lo hiciste lisiado me alegré de verte no te imaginas cuánto. Habías perdido un brazo, y si bien sonreías tu sonrisa era triste. Pero estabas de nuevo allí, conmigo, y pondría todo mi empeño en hacer que aceptases tu minusvalía y terminases pensando que, después de todo, un brazo no es tan importante.
Esa noche hablamos, me contaste que fue un accidente y que a pesar de que no podían haber salvado de ninguna manera tu brazo, al menos lo habían intentado. Me habría gustado poder correr hasta ti y abrazarte, pero era imposible. Lo que sí que podía hacer era decirte que te quería. Al pronunciar esas palabras me miraste y supe que sentías lo mismo, que tú también habrías corrido hacia mí de haber podido. Me contaste que tú también me querías y que el tiempo en que estuviste lejos de mí no veías la hora de volver a verme.
Tres semanas habíamos pasado separados, pero teníamos todo el futuro por delante ahora que nos habíamos sincerado el uno con el otro.
El día siguiente fue un infierno, rodeados por los demás, pudiendo simplemente lanzarnos esquivas miradas de complicidad y furtivas sonrisas. Cuando por fin todo el mundo desapareció y recuperamos nuestra intimidad me sentí plena y feliz.
Con el paso de los días nuestra relación furtiva se afianzó. Notaba cómo ella nos miraba con despecho, envidiándonos, pero nos daba igual. Estábamos juntos si no físicamente, al menos sí en espíritu. Deseaba tocarte, deseaba abrazarte, deseaba besar esa boca tan cercana y a la vez tan inaccesible.
Hoy el día ha empezado como cualquier otro sábado, nada hacía suponer que poco después iba a pasar lo que tanto habíamos esperado. Ha sido una frase, una simple frase, y mi mundo se ha iluminado. De haber podido saltar lo habría hecho, pero seguro que me habría quebrado las zapatillas.
Eran las diez y cuarto cuando Lara, la chica joven, ha preguntado a su madre:
—Oye, mamá, ¿no piensas que la figura del soldado está mejor ahí, al lado de la bailarina?
Te han cogido con cuidado, procurando que no te volvieses a caer, y te han puesto a pocos centímetros de mí. Lara te ha mirado de un modo extraño. ¡Tonto, te ha visto sonreír de felicidad!







Volver arriba Ir abajo
http://www.jfalonso.com
antifaz
Moderador
Moderador
antifaz

Masculino
León Perro
Cantidad de envíos : 3605
Fecha de nacimiento : 23/07/1958
Edad : 60
Localización : Villa Colón - Montevideo
Fecha de inscripción : 24/09/2009

MensajeTema: Re: Historias de salón   Dom Ago 21, 2011 1:16 pm

La historia avanza firme e interesa.
Si bien se capta el estaticismo que vislumbra que no son humanos los personajes, cumple con cuanto tampoco nos son ajenos.
Es una revalorización de lo clásico: el soldadito de plomo, a la que alude, la bailarina y una barbie como contemporización del tema.

_________________
"Aprendemos de todos y entre todos"
Taller de Escritura (Aula Virtual)





Mis cuentos:

http://www.letrasyalgomas.com/t26420-bolazos-para-gente-seria-y-viceversa#204930



Volver arriba Ir abajo
El Buscador
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo


Masculino
Acuario Tigre
Cantidad de envíos : 413
Fecha de nacimiento : 10/02/1999
Edad : 20
Localización : Allá donde me lleve el viento
Fecha de inscripción : 17/08/2011

MensajeTema: Re: Historias de salón   Dom Ago 21, 2011 1:52 pm

bien entretenida historia

que se lee bien
Volver arriba Ir abajo
ElAngelCaido
Admin
Admin
ElAngelCaido

Masculino
Cantidad de envíos : 2315
Localización : Los Angeles, California.
Fecha de inscripción : 11/10/2010

MensajeTema: Re: Historias de salón   Dom Ago 21, 2011 6:10 pm

Pues bien, colega. A leguas se ve que no eres ningun aprendiz de escritor. Eres muy bueno, el cuento se lee agilmente y sin interrupciones causadas ya sea por signos de puntuacion mal escritos o porque la trama tenga incongruencias o inconsistencias.

Por otro lado usas una tecnica que a mi en lo personal me gusta mucho usar y la uso mucho, que es la de sorprender al lector dandole un giro de 180 grados a la historia justo antes del final.

Y bueno, es un gusto saberte por aqui y tambien de algun modo eres un acicate para quienes escribimos prosa pues con escritos tan buenos como este no habra mas que mejorar nuestros trabajos.

Hombre, que tampoco es una competencia, pero es bueno saber que el nivel del sitio mejora cada vez que se inscriben escritores como tu.

Recibe mi fraternal saludo desde el mismisimo infierno.
Volver arriba Ir abajo
Ignacio Araya D
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Ignacio Araya D

Masculino
Cantidad de envíos : 7399
Localización : La Serena, Chile
Fecha de inscripción : 06/03/2008

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención: - por sus Aportes a Letras y Algo Más
Premios Premios: 1º y 3° Lugar en Concursos Letras y Algo Más

MensajeTema: Re: Historias de salón   Lun Ago 22, 2011 12:19 am

Buen relato, en la que no supuse el final, ni se me pasó por la mente, y es más, ya estaba pensando mientras leía, en preguntarte el porqué no podían estar juntos, ja. Pero evidentemente, el final me daba la respuesta. La trama se desarrolla ágil y sí, va atrapando. Es rápida, obviamente porque así está realizada por el autor. El giro final me encantó y creo que tal como dice Angel, muestra muy buenas dotes de tu parte. Un gusto leerte y felicitaciones por el texto.

Un abrazo,

Ignacio
Volver arriba Ir abajo
http://ignacioarayad.blogspot.com
Jesús F
Escritor activo
Escritor activo


Masculino
Aries Cabra
Cantidad de envíos : 49
Fecha de nacimiento : 28/03/1979
Edad : 39
Fecha de inscripción : 16/08/2011

MensajeTema: Re: Historias de salón   Mar Ago 23, 2011 5:51 pm

Gracias, compañeros, por vuestros comentarios.

Antifaz: en efecto quería contar una historia clásica de amor, y ¿qué hay más clásico y el soldado y la bailarina?

Ángel caído: gracias por tus palabras. Me gusta pensar que en estos catorce años que llevo escribiendo algo he aprendido. Y también soy amante de esosrelatos que de repente dan un giro, me gusta que jueguen conmigo de esa manera y busquen mi complicidad.

Ignacio: me alegra ver que el texto te ha sorprendido y te ha parecido ágil. Cuando lo escribí busqué hacer algo ameno y rápido de leer, esa era la premisa, y creo haberlo conseguido.
Volver arriba Ir abajo
http://www.jfalonso.com
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Historias de salón   

Volver arriba Ir abajo
 
Historias de salón
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Las historias de enamorados
» Opiniones de "Historias de miedo
» Historias de gatos.
» El rey leon historias perdidas
» historias del rey leon

Permisos de este foro:Puedes responder a temas en este foro.
LETRAS Y ALGO MAS :: NARRATIVA :: Textos (literarios, Científicos,Periodísticos, etc.)-
Responder al temaCambiar a: