LETRAS Y ALGO MAS
Para poder interactuar en la comunidad, debes estar conectado,o registrarte.Tu cuenta será activada a la brevedad por un Administrador del Foro que hará llegar la activación a tu correo.,por lo cual ten especial cuidado en no equivocarte al registrar tu email sino no podrás ingresar al foro.
Te esperamos

LETRAS Y ALGO MAS

Un espacio diferente , para compartir y crear Registrado en Safe Creative
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  FAQFAQ  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  CONTACTANOS  

Responder al temaComparte
 

 SUTIL PREDESTINACIÓN

Ir abajo 
AutorMensaje
Xanino
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Xanino

Femenino
Géminis Perro
Cantidad de envíos : 1247
Fecha de nacimiento : 29/05/1934
Edad : 84
Localización : Madrid - España
Fecha de inscripción : 30/11/2009

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención:
Premios Premios:

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeJue Jul 29, 2010 5:59 am



Uploaded with ImageShack.us

SUTIL PREDESTINACIÓN


Nacimos las dos al mismo tiempo, yo unos minutos antes, por lo tanto éramos gemelas, sin embargo nos parecíamos como un huevo a una castaña, según se acostumbra a decir. Rosalía creció poco en estatura, regordeta y algo morena, no como yo que enseguida me estiré, tanto de piernas como de cara que decían quienes me conocían que la "tenía chupada", o sea, de pocas carnes o mofletes. También era de pelo más claro aunque nunca se me pudo llamar rubia pero sí era más blanca de piel que mi hermana, ella enseguida se tostaba y tomaba un color dorado en cuanto le daba el sol. A mí me llamaban Maricarmen, así, seguido, sin transición y así firmé siempre a lo largo de mi vida, y no sé si fue a causa de que la sobrepasaba en estatura pero siempre se me consideró la mayor.
Teníamos un hermano mayor que nosotras que, en realidad, no era un hermano porque era el hijo del segundo marido de nuestra madre con el cual se casó después de enviudar de nuestro padre. Se llamaba Damián y nunca llegamos a tener una intimidad de hermanos aunque él vino a vivir con nosotras cuando sólo tenía doce años y Rosalía y yo ocho. Cuando en nuestras conversaciones debíamos nombrarlo, lo hacíamos empleando el pronombre demostrativo “ese”, en lugar de su nombre propio, como si fuera algo añadido a nuestra vida que podía pegarse y despegarse.
Damián era delgado, alto, medio rubio, con ojos grises que al alegrarse se tornaban en un azul diáfano. El pelo se le ondulaba en cuanto lo dejaba crecer un poco y le daba un aspecto de angelote que, sin embargo, a mí me asustaba, porque Damián tenía algo dentro de sí que, aunque no se le veía, yo lo adivinaba y me atemorizaba. Era como si en su corazón, se hubiera derramado un puchero de agua hirviendo que le quemaba y destrozaba su interior pero que no se atrevía a descubrir porque aquel hervir de sus entrañas en lugar de sanarse se hubiera hecho más profundo si lo comunicaba. Por eso siempre estaba solo y hablaba poco, justo lo necesario y cuando lo hacía su voz me emocionaba. Era como los coros de la iglesia cuando se celebraba alguna festividad, grave y melodiosa, firme y alegre al mismo tiempo y, en ocasiones, sus palabras eran para mí como un llanto oculto, como un río desbordado que controlaba con una maestría digna de admiración, siempre procurando evitar la demostración de aquel extraño dolor que solamente yo intuía.
Mi madre se había casado, después del fallecimiento de nuestro padre, sólo por tener una compañía. Era de esa clase de mujeres que necesitaba apoyarse en otro más fuerte que ella para enfrentarse a las vicisitudes de la vida y, cuando enviudó, se sintió desamparada. Nosotras, Rosalía y yo, teníamos entonces cinco años, casi seis, y sin darnos cuenta, fuimos dejando de recordar a nuestro verdadero padre. Luego, un día, pasado un tiempo, mi madre se presentó en casa con aquel hombre, alto, y un chico que nos miró con extrañeza y cierta superioridad y sólo se le ocurrió decirnos que aquel era nuestro nuevo padre y el chico nuestro hermano. Yo miré a Rosalía y ella a mí, sin saber qué pensar. ¿Cómo podíamos tener de pronto un padre y un hermano completamente desconocidos?
En un principio, el chico y nosotras nos estudiamos para, después, poco a poco, empezarnos a odiar. Sin embargo, pronto percibí en él un misterio, algo que no era común en los chicos de su edad; su silencio, su manera de observarlo todo, a mi hermana y a mí, y así fue como yo también comencé a estudiarlo. Pronto me percaté de aquella particularidad suya que comencé a utilizar, en un principio para conocerle mejor, y luego porque me gustaba hacerle cambiar el color gris de sus ojos al otro de un azul diáfano cuando se alegraba. Así fue como comencé a acercarme a él y, de vez en cuando, sin que nadie lo supiera, procuraba darle una alegría para poder contemplar aquel insólito cambio de color en sus ojos que a mí me parecía como si, lentamente, se fuera apagando una bombilla mientras dejaba paso a la luz de otra. Le regalaba un cromo, le daba una nuez o una piña llena de piñones recién recogida del suelo en el pinar situado junto a la casa... o si llegaba a mis manos un caramelo lo compartía con él. Damián nunca despreciaba mi dádiva, lo cogía con sus manos grandes que parecían de hombre, lo miraba, y la mayoría de las veces lo guardaba en su bolsillo, por lo tanto, tampoco podía saber que hacía con ello, pero después, cuando me miraba, veía como la luz azul de sus ojos, apartaba a la otra gris, aquella que le hacía aparecer como si fuera un día de niebla.
Le gustaba entretenerse con su navaja haciendo figuritas con los trozos de madera de pino que recogía del monte. Iba a la orilla del riachuelo cercano a nuestra casa y allí, en silencio, trabajaba sus tallas. El día que me regaló la barca lo hizo en silencio, me la entregó sin decir nada y se marchó como avergonzado de sí mismo. Sin saberlo, de manera sutil, llegué a amarlo y así entró en mi vida para siempre.
Yo comencé a observarle, a seguirle en sus escapadas hacia el río, a ayudarle a buscar los trozos de madera de pino que pudieran servirle para modelar sus figuras; los guardábamos en un pequeño fardelito que él mismo había realizado sin la ayuda de nadie. Lo adiviné al ver como la tela estaba unida con unas puntadas torpes y grandes y la vuelta donde se metía la cinta para cerrarlo, se deshacía cada pocos centímetros. Una tarde me llevé mi caja de labor donde guardaba agujas, hilos, ganchillos y lanas de colores y mientras él trabajaba con su navaja en la forma de algo que parecía una persona, cosí con puntadas justas y lo más precisas posibles, aquel fardelito de tela basta que no sabía como la había conseguido. Luego, a punto de cruz en un tono azul fuerte, semejante al de sus ojos cuando se alegraban, en el centro de la tela le grabé las letras, DAMIÁN. Aquel día dejó de ser "ese", para ser la persona que llevaba su nombre. Fue el día en el que más intensidad azul tuvo su mirada y aunque no sonrió con la boca, sus ojos no me pudieron engañar, en aquel puntito luminoso surgido como una estrella en lo más profundo de su pupila, reconocí su felicidad. Sin embargo, yo quería descubrir el motivo de aquella acre tristeza oculta en su corazón, aquel dolor causante de las nubes grises en su mirada limpia, hasta que, un día, cayó el velo que encubría la verdad.
Rosalía y yo dormíamos en el piso alto de la casa, Damián en el bajo, en una habitación pequeña junto a la cocina y mi madre con su hosco marido, al otro extremo del pasillo de donde se encontraba nuestro cuarto. Algunas mañanas de aquel verano cuando vinieron a vivir a nuestra casa, tanto a Rosalía como a mí, nos despertaban golpes, ruidos inexplicables y algunos sonidos que nos parecían llantos o quejas que llegaban desde el piso bajo, pero pronto enmudecían y tanto mi hermana como yo, pensábamos eran cosa de sueños o pesadillas.
Era el principio de una mañana luminosa cuando escuchamos los ruidos más fuertes que nunca. Las carreras de mi madre por la escalera hasta el piso bajo, los gritos, el llanto, nos sobresaltaron y, en camisón, salimos al pasillo del piso alto donde nos asomamos a la barandilla para averiguar lo sucedido. Desde allí pudimos ver a Damián; tenía en la mano la escopeta de caza de su padre, en la habitación, entorpeciendo la entrada, el cuerpo de nuestro padrastro caído en el suelo boca arriba, dejaba ver una mancha sanguinolenta que desfiguraba por completo lo que había sido su cara. Damián tiró la escopeta al suelo, junto al cadáver, se acercó al teléfono colgado en la pared y marcó unos números, luego le oí decir:

-He matado a mi padre.

Poco después se presentó la Guardia Civil en compañía del Juez y un hombre al que llamaban el forense que se dedicó a inspeccionar el cuerpo caído en el suelo. Dos guardias civiles y el Juez hablaron algo con Damián al que presentí sereno, después, se lo llevaron en el coche, pero antes de traspasar el umbral de la puerta, volvió la cabeza y me miró. Pude ver su mirada gris, tormentosa, pero al cruzarse nuestros ojos, alrededor de su pupila, el azul intenso comenzó a ganar terreno. Luego se fue.
Cuando el Juez dejó a los Guardias civiles y volvió a hablar con el forense, sólo oí unas palabras incomprensibles entonces para mí:

-Abusaba de él desde hace tiempo... - meneó la cabeza como cuando no se puede solucionar un problema y dejó que los sanitarios pusieran el cadáver en la ambulancia.
-------------------

Habían pasado casi 20 años desde aquel suceso. La casa seguía igual pero ya no quedaba nadie más que nosotros desde entonces, ahora aquel lugar me pertenecía. Volvíamos del cementerio de enterrar a mi madre; mi hermana Rosalía había muerto un año después de aquel incidente terrible, de una pulmonía mal curada -dijeron- y a mi me internaron en un colegio. Por lo tanto yo era la única heredera, todo me pertenecía y al encontrarme otra vez entre aquellas paredes abandonadas hacía tanto tiempo, los recuerdos se revolvieron furiosos en la mente.
Oí sus pasos, sus brazos fuertes me envolvieron dando calor además de a mi cuerpo, a los helados recuerdos. Sólo dijo:

-Vámonos a casa... esto lo tomaremos con calma... te quiero...

Le miré a los ojos, el azul intenso se había apoderado de sus pupilas y me besó en los labios, yo sólo supe responder:

-Sí, Damián, vámonos..., yo también te quiero...
MAGDA.-




Volver arriba Ir abajo
http://loscuentosdemagda.blogspot.com
sgrassimeli
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
sgrassimeli

Femenino
Cantidad de envíos : 5982
Fecha de inscripción : 07/04/2008

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: POEMA EXCEPCIONAL: CUANDO ME NOMBRAS- a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención: - por sus Aportes a Letras y Algo Más
Premios Premios: 2º Lugar Concursos Letras y Algo Más

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeJue Jul 29, 2010 11:40 am

Que manera de narrar...(y creeme que no es adular; me quedé inmersa en la lectura) Del contenido, no puedo hablar. Excelente cuesta decirlo por lo conmovedor de la historia...pero es así: excelente. Gracias por compartirla.
Un abrazo.
Silvina.
Volver arriba Ir abajo
Xanino
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Xanino

Femenino
Géminis Perro
Cantidad de envíos : 1247
Fecha de nacimiento : 29/05/1934
Edad : 84
Localización : Madrid - España
Fecha de inscripción : 30/11/2009

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención:
Premios Premios:

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeJue Jul 29, 2010 1:30 pm

Gracias Silvina, amiga. Tus palabras son como una ráfaga refrescante que se agradece en esta tarde tan calurosa del mes de Julio. Tenemos 39º a la sombra y una pereza impresionante. Un besote.
Volver arriba Ir abajo
http://loscuentosdemagda.blogspot.com
Gladys
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo


Femenino
Cantidad de envíos : 531
Fecha de inscripción : 01/08/2008

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeJue Jul 29, 2010 5:33 pm

No sé que decir, el relato en primera persona,hace másn intenso y emotivo el contenido de esta historia, dejando al lector con esa incertidumbre de no saber que decir por si realmente es una historia de vida.
Una historia cuya narración atrapa, donde se ve el despertar del amor, la soledad,la vida misma pasando en cada parrafo.
Una constante le da la unidad perfecta a la historia, ese azul intenso de esos ojos.
Preciosa ,de verdad,preciosa.
Volver arriba Ir abajo
Ciudadano del Mundo
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Ciudadano del Mundo

Masculino
Tauro Caballo
Cantidad de envíos : 1553
Fecha de nacimiento : 02/05/1990
Edad : 28
Fecha de inscripción : 06/03/2008

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención: - por sus Aportes a Letras y Algo Más
Premios Premios: Mención Especial en el Primer Concurso Conjunto de Fotografía

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeVie Jul 30, 2010 1:18 am

Un relato muy bien llevado, cargado de mucha emotividad que dificulta el comentario objetivo
Volver arriba Ir abajo
Xanino
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Xanino

Femenino
Géminis Perro
Cantidad de envíos : 1247
Fecha de nacimiento : 29/05/1934
Edad : 84
Localización : Madrid - España
Fecha de inscripción : 30/11/2009

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención:
Premios Premios:

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeVie Jul 30, 2010 3:21 am

¡Muchas gracias amigos por vuestras palabras! Gladys, la historia es todo imaginación aunque, naturalmente, siempre dejamos en nuestros escritos ese algo nuestro, ese sentimiento que nos envuelve y que le da personalidad e intimidad al relato, sobre todo si está escrito en primera persona. Si el relato es real, acostumbro a poner una nota aclarándolo o bien lo dedico a los personajes protagonistas del relato,pero como digo nuestros escritos están llenos de vivencias personales que se entremezclan con la imaginación, eso es inevitable.
Gracias a ambos, a tí Gladys y a tí, ciudadano del mundo... (bonito y amplio sobrenombre..)
Un abrazo. MAGDA.
Volver arriba Ir abajo
http://loscuentosdemagda.blogspot.com
antifaz
Moderador
Moderador
antifaz

Masculino
León Perro
Cantidad de envíos : 3605
Fecha de nacimiento : 23/07/1958
Edad : 60
Localización : Villa Colón - Montevideo
Fecha de inscripción : 24/09/2009

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeSáb Jul 31, 2010 2:02 am

Decirte que para mí tu redacción es profesional y muy de mi agrado es redundar.
Te aporto entonces lo que sentí en primera lectura.
El principio es correcto, el desarrollo es deslumbrante y el final algo precipitado, casi innecesario.
Ten en cuenta que es sólo mi opinión y que no quise extenderme en las virtudes para no monopolizar.
Volver arriba Ir abajo
Xanino
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Xanino

Femenino
Géminis Perro
Cantidad de envíos : 1247
Fecha de nacimiento : 29/05/1934
Edad : 84
Localización : Madrid - España
Fecha de inscripción : 30/11/2009

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención:
Premios Premios:

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeSáb Jul 31, 2010 3:04 am

Sí, amigo antifaz. Es posible que el final rompa un poco la armonía del recuerdo que es la nota predominante del relato (uno de mis defectos en la escritura son los finales precipitados, mi impaciencia por ver finalizda la obra) pero quise darle ese final emotivo porque si no me parecía que la historia se quedaba "coja". Era necesrio comunicar al lector la secuencia final, naturalmente podría haberme extendido y dar "tiempo" para que los hechos narrados ocuparan su sitio más lentamente pero ya estaba dicho todo, esa explicación última era la coletilla.
Grcias por tus palabras y tu opinión que valoro mucho. Un abrazo fuerte.
Volver arriba Ir abajo
http://loscuentosdemagda.blogspot.com
Diegobh71
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Diegobh71

Masculino
Virgo Cerdo
Cantidad de envíos : 330
Fecha de nacimiento : 18/09/1971
Edad : 47
Localización : Buenos Aires, Argentina
Fecha de inscripción : 01/07/2010

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeSáb Jul 31, 2010 4:12 am

Me gusto mucho. La forma que te lleva la redacción hasta el final. Necesite saber que pasaba, saber cual era el final...
El abuso es todo un tema y si bien es un relato ficticio, puede parecer totalmente real en los tiempos que corren
Gracias por tan buena lectura
emo23
Volver arriba Ir abajo
http://diegobh71.wordpress.com
Xanino
Escritor Muy Activo
Escritor Muy Activo
Xanino

Femenino
Géminis Perro
Cantidad de envíos : 1247
Fecha de nacimiento : 29/05/1934
Edad : 84
Localización : Madrid - España
Fecha de inscripción : 30/11/2009

RECONOCIMIENTOS
Mención Mención: - a la excelencia en sus comentarios
Mención Mención:
Premios Premios:

SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitimeSáb Jul 31, 2010 4:34 am

Gracias a tí, amigo, por leerlo. En realidad estas ideas de abusos que conforman el relato son debidas a causa de tantas terribles noticias que, como tu dices, abundan ahora en nuestra maltrecha sociedad. Cada vez que oyes o conoces una de estas historias, se retuerce el corazón y la escritura es una forma de desahogo, de liberación. Ojalá sirva para concienciar, aunque sólo sea un poquito, a esas mentes tan equivocadas o con tan poo control sobre sus actos, que pululan por nuestro mundo. Un abrazo.
Volver arriba Ir abajo
http://loscuentosdemagda.blogspot.com
Contenido patrocinado




SUTIL PREDESTINACIÓN Empty
MensajeTema: Re: SUTIL PREDESTINACIÓN   SUTIL PREDESTINACIÓN Icon_minitime

Volver arriba Ir abajo
 
SUTIL PREDESTINACIÓN
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» AISLAMIENTO

Permisos de este foro:Puedes responder a temas en este foro.
LETRAS Y ALGO MAS :: NARRATIVA :: Textos (literarios, Científicos,Periodísticos, etc.)-
Responder al temaCambiar a: